Perro Pastor Alemán: un perro sin igual

Datos de interés sobre el perro Pastor Alemán

  • Peso: 25-40 kilogramos.
  • Estatura: 55-70 centímetros.
  • Esperanza de vida: 11-13 años.
  • Tamaño: grande.
  • Tipo de perro: pastor.
  • Labores: perro guardián, perro policía, perro pastor, perro rescatista.

El perro Pastor Alemán es un perro cuya historia comienza en 1890, tras el plan de Max Emil Fredrerick von Stephanitz de criar una raza de perro con buenas aptitudes para el trabajo. Al cabo de un tiempo pudo encontrar en una exposición canina el ejemplar con el que pudo comenzar a desarrollar la raza.

El Pastor Alemán ha sido por décadas uno de las razas de perro más apreciadas a nivel mundial, no sólo por su gran inteligencia y fuerza, sino por su versatilidad en una amplia cantidad de labores como perro de rescate, perro guardián, perro rastreador y policía, perro de pastoreo y lazarillo.

Perro Pastor Alemán: características

El Pastor Alemán es un perro de estatura grande. Su altura a la cruz oscila entre los 60 y 65 centímetros para el macho y los 55 y 60 centímetros para la hembra. Su peso puede llegar hasta los 40 kilogramos. Tienen una esperanza de vida de entre 11 y 13 años. Su aspecto es firme, activo, enérgico e imponente.

El Pastor Alemán tiene un cuerpo alargado y musculoso, patas fuertes, mandíbulas con mordida de tijera, orejas erguidas y triangulares y ojos redondos. Su pelaje es corto, listo y abundante, con colores que van desde el negro, el café y el rojizo.

Perro Pastor Aleman: carácter

El Pastor Alemán es un perro activo, estable y leal a su dueño. La valentía es una de las cualidades que distingue a este perro, por lo que se ha convertido en aliado de cuerpos policiales y de inteligencia. Tiene una gran capacidad de adaptación y resistencia a labores de alto impacto.

El pastor alemán no es un perro agresivo, pero sí enérgico, lo cual podría confundir en algunas ocasiones. Tiende a la territorialidad, por lo que puede no llevarse bien con personas extrañas. Se lleva bien con los niños y con la familia en general. Sin embargo, un buen entrenamiento canino hará que el Pastor Alemán cree hábitos caninos saludables y adaptativos.

La estabilidad mental de Pastor Alemán lo convierte en un perro predilecto para infinidad de labores.

Perro Pastor Alemán: salud

Aunque es un perro sano y muy enérgico, el Pastor Alemán puede sufrir algunas enfermedades hereditarias, principalmente la displasia de cadera y trastornos gástricos. Se recomienda una evaluación médica veterinaria periódica para supervisar la salud integral del Pastor Alemán.

Cuidados del Pastor Alemán

El Pastor Alemán debe ser cepillado entre días con un cepillo de cerdas suaves para que su pelaje se mantenga brillante y limpio. Una alimentación balanceada, rica en proteínas y minerales, le brindará los nutrientes que necesite. Debe tener acceso permanente al agua fresca para que pueda beber y estar bien hidratado. Con paseos diarios y juegos, el Pastor Alemán se mantendrá en forma, se estimulará mentalmente y evitará el sobrepeso.

En caso de que tengas alguna duda sobre la salud o los cuidados del Pastor Alemán, consulta a su médico veterinario.

¿Quieres saber más sobre mascotas, perros, gatos y todo sobre el fascinante mundo de los animales? Visita Pet-mondo y entérate de mucho más.

perro Pastor Alemán

Petmondo International

Petmondo

Portal internacional de mascotas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *